1. A principios de 2016 el psicólogo de la University of East London Tim Lomas publicó en el Journal of Positive Psychology un ensayo donde registraba 216 voces léxicas “intraducibles” al inglés y referidas al bienestar. Por ejemplo, el sustantivo portugués cafune: “el acto o el gesto de pasar los dedos tiernamente a través del pelo de quien uno ama”. O el verbo kvell en yidish: “Sentir y expresar abiertamente un gran orgullo por el éxito de alguien”. O el sustantivo noruego utepils: “disfrutar una cerveza al aire libre (sobre todo el primer día caluroso del año)”. O el sustantivo indonesio kekaku: “recobrar la conciencia y volver a la realidad luego de una pesadilla”. O el tailandés Nam jai: “literalmente, ‘agua del corazón’, amabilidad y generosidad desinteresada”. En la letra A aparece el verbo “Apapachar: (Náhuatl). Sobar el espíritu, esto es, dar muestras de apoyo y cariño”.

04-apapachar

2. Cabos sueltos añade: Apapachar. Mimar con exceso a los niños, arrullándolos o haciéndoles caricias en forma de presiones con las manos. V. papachar, que es la forma correcta, a la cual se agrega innecesariamente el prefijo castellano a-. Papachar. Hacer cariños con las manos extendidas. Consentir a los niños.—Apapachar. Verbo de forma castellana derivado de papacho. Papacho. (Se usa generalmente en plural.) Especie de masaje que se da con las manos extendidas sobre las partes blandas del cuerpo. Etimología: del verbo papatzoa, magullar o ablandar la fruta oprimiéndola con los dedos.

 

Fuente: 1. Scientific American, abril, 2016; 2. Luis Cabrera, Diccionario de aztequismos, Ediciones Oasis, México, 1982.